¿Dónde está el trocito de mundo que me toca?

VOILÀ...C'ÉST ICI!

miércoles, mayo 14, 2008

BODAS: ¿EVENTOS SOCIALES TORTURADORES DE LAS SOLTERAS?

Pues por muy rocambolesca que parezca la pregunta, y no digamos la teoría, la respuesta a ella sería SÍ. Después de hablar con distintas solteras (amigas mías personales, conocidas y amigas de otras amigas) siempre llego a la misma respuesta: todas ellas piensan que el ir a una boda estando soltera es una auténtica tortura. Y no porque ellas piensen que el estar soltera sea una condición no deseable (bueno, aquí no puedo generalizar porque muchas tienen unas ganas de pillar un soltero...) sino porque la sociedad (en este caso el resto del personal de la boda) hace que te sientas una paria o un bicho raro por el simple hecho de que ya con la edad que tienes no vas acompañada de un "maromo" del brazo. No hace falta decir que si eres soltero la situación cambia por completo ya que la gente los ve como "el soltero de oro" y además se convierten en la pieza más cotizada del convite (es lo que tiene esta sociedad).




Pero, ¿son todas las bodas igual de torturadoras? En este caso la respuesta sería NO. Porque a mi entender y después del estudio empírico realizado en el sector femenino de Sevilla (no hace falta decir que la muestra ha sido representativa pues sino no tendría ninguna validez el estudio) existen dos tipos: las familiares y las de amigos. Ni que decir tiene que las peores son las familiares porque allí tienes a tu abuela que siendo la mujer de la época que es, piensa que su pobre nieta con la edad que tiene ya se ha quedado para vestir santos y no para de decirte que porque no te echas novio como tu prima tal o tu prima cual. Tus tías también te miran con caras raras pensando que ya tienes que tener un carácter imposible porque todos sus niños ya tienen pareja. Y lo peor de lo peor, es que acabes sentada en la mesa de los niños porque como no tienes pareja y hace falta un adulto allí pues los novios pensaron que no te importaría. A todo ello le sumamos el momento del baile y la mezcla es: "por favor, que no se vuelva a casar nadie más de la familia".


Supuestamente, la de los amigos no tendría que ser una tortura salvo que todos ellos tengan pareja menos tu (ese es mi caso). Entonces te sientas en la mesa impar en la que siempre queda un hueco al lado tuya, con lo cual, el resto de personas que no te conocen ya saben que vas sola. Es decir, que se vuelven a repetir los mismos razonamientos que en las bodas familiares pero en este caso los que te juzgan son personas que no te conocen.
Y ahora os preguntareis a qué viene el hecho de hablar de esto. Pues a que el viernes pasado tuve boda. He de decir que con lo anteriormente expuesto sólo estoy de acuerdo con las bodas familiares. A la que fui el viernes era una boda de amigos y como ya he dicho antes, todos mis amigos tienen pareja menos yo. Así que éramos tres parejas y yo. La mesa era impar pero al ser redonda lo que hicimos fue quitar la silla que sobraba y al distribuirnos todos ya no se sabía quien iba con quien (no lo hicimos por el hecho de encubrir mi soltería sino para tener más sitio cada uno ya que sobraba un cubierto). Como yo me llevo fenomenal con los novios de mis amigas (a veces parece que mis amigos son ellos y no ellas) pues no pasó nada por tener a alguno al lado durante la comida pues me reía igual que si sólo hubiera estado con ellas. A lo largo de la noche nos cambiamos muchas veces de sitio en la mesa cosa que nos divirtió muchísimo. Y a la hora del baile ya se sabe que a los hombres le cuesta arrancar así que las que van emparejadas pues tienen que ponerse manos a la obra para convencer al personal y las que vamos solteras podemos conquistar directamente y sin ninguna espera la sala de baile. Así que cuando se acabó la comida y las parejitas se daban un beso que otro cogí mi cubata (no me tocaba conducir) y me dirigí a la pista de baile para dejar un poco de intimidad al grupo (total no me conocía nadie me daba igual lo que pensaran). Cual fue mi sorpresa que cuando llegué a la pista de baile y me di la vuelta todos mis amigos me habían seguido para acompañarme en la conquista discotequera. Ya os podéis imaginar lo bien que me lo pasé.
En fin, mis conclusiones sobre el tema son las siguientes:
1) Es cierto que socialmente la gente te mira con cara rara cuando vas soltera a las bodas (animo a poner en este punto la canción de Alaska: "A quién le importa").
2) Que los solteros están muy cotizados en tales eventos. Si queréis pasar un buen rato fijaros en las otras solteras (no pensareis que sois las únicas) y en como intentan llevarse el gato al agua, no tiene desperdicio.
3) Que la gente no tiene nada que ver en cómo te lo pases en la boda, eso sólo depende de ti. Cuidado con la autosugestión: si vas con la actitud de que no te lo vas a pasar bien, no te lo pasarás bien.
Mi consejo (si lo queréis) es el siguiente: simplemente disfruta el momento, piensa que estás celebrando un gran acontecimiento de tus amigos, un inicio de vida en común y deja de pensar en ti misma y en tu "condición de soltera". Ese día no eres el centro del universo, es LA NOVIA.
Bueno, no se si estaréis de acuerdo conmigo pero son las conclusiones que he sacado del estudio.

6 Comentarios:

At 14 de mayo de 2008, 15:16, Blogger josé javier said...

Gabi, ¡vaya análisis de la situación! La verdad es que hace mucho que no voy a una boda y en las últimas no me he fijado en los desparejados, la verdad, pero creo que cada uno, en su situación, debe ser capaz de sacar el máximo partido a donde vaya, como tú haces. También creo que entre solteros y separados cada vez hay más desparejados para hacer parejas, o pandilla, o encuentros sin compromisos. Por cierto, ¿qué les pasa a los solteros en Sevilla para que tú sigas siéndolo? Un besito. J.J.

 
At 14 de mayo de 2008, 17:26, Blogger josevillano77 said...

Esto mas que un estudio es todo un ensayo sobre el tema,jejeje.A los hombres solteros tambien nos escanean ¿eh?."¿Será gay?.¿Será insoportable?.¿Será un misógino?".La cuestión es pasarlo bien, y no ir predispuesto a nada,lo que tenga que ser será.
P.D.:¡Por el amor de Dios, no dejes que te sienten en la mesa de los niñooss!.Lo primero, es que los niños no tienen que ir a las bodas,por que suelen dar mucho coñazo....
Btos¡¡

 
At 15 de mayo de 2008, 9:09, Blogger GABI said...

Jajaja!! José Javier, te sorprendería saber la de solteras que hay en Sevilla. La verdad es que los hombres tienen dónde elegir.
Lo que ocurre es que a mi siempre me ha tocado hombres demasiado complicados y hasta bastante raros. Yo que me creía que lo más fácil de encontrar era un hombre sencillo y normal y parece ser que es de lo que escaseamos.
Un beso!

 
At 15 de mayo de 2008, 9:12, Blogger GABI said...

Josevillano77, no permito que me sienten en la mesa de los niños (le pasó a una amiga mía). Siempre pregunto dónde me sientan por si tienen la intención de convertirme en niñera.
En cuanto a lo de los hombres, tienes razón le hacen un escáner. Y además, algo que también dicen mucho las solteras es: "con la edad que tiene y aún no tiene novia, uy uy algo tendrá". Para que veas, ellas que no quieren que la juzguen por su situación y acaban juzgando lo que más desean (este comentario se lo he escuchado a más de una durante mi estudio).
Un beso!

 
At 20 de mayo de 2008, 8:50, Blogger TALK TONIGHT said...

Jajaja... la verdad es que me divirtió mucho leer tu último post, porque las dos últimas semanas he tenido dos bodas a las que acudí solo solísimo (una familiar y otra de amigos)... aunque siendo chico siempre te queda el recurso de la barra libre(sigh!)
Lo bueno de las bodas de amigos es que puedes ir descaradamente de ligue cosa que en bodas familiares no queda bien; aunque puede haber cosas peores... como que desde la madre a la abuela de la novia quiera que salgas con la hermana de la misma y no hagan más que recordátelo a intervalos de 15 minutos durante toda la boda (qué presión).
La verdad es que arrastro esa mala e incómoda experiencia, y me hizo mucha gracia tu post.
Un besazo que hacía muuuuuucho tiempo que no te escribía.Muain!

 
At 20 de mayo de 2008, 9:38, Blogger GABI said...

Hombre, Talk Tonight!
Cuánto tiempo sin pasarte por aquí. Me alegro de que vuelvas a comentar de nuevo. Espero que estés bien.
En cuanto a lo de las bodas, la verdad es que cada uno tiene sus propias experiencias y habrá gente que no esté completamente de acuerdo conmigo. De todas formas, mi visión es desde el lado femenino, estaría bien que algún hombre diera la visión masculina.
Te entiendo en lo de que te persigan durane toda la boda para emparejarte con alguien. A mi me pasó en la boda de mi amiga con un amigo del novio. Lo pasé fatal. Porque éramos los únicos solteros (yo por parte de mi amiga y él por parte del novio). Además nos sentaron a los dos grupos de amigos en una mesa larga. Ya te puedes imaginar toda la noche tanto por un lado como por otro los intentos de emparejarnos...vaya agobio.
En fin, que gracias por pasarte.
Un beso!

 

Publicar un comentario

<< Home